NTT logo - caso de éxito

  • Sector:
    TelecomunicacionesTelecomunicaciones

La virtualidad como bandera

Al igual que hay compañías que se decantan en exclusiva por la enseñanza presencial de los idiomas, otras, son firmes partidarias de utilizar todas las herramientas virtuales que la tecnología pone a su disposición. La multinacional europea NTT es una de ellas. Esta empresa, centrada en comunicaciones de redes fijas y móviles, con servicios de integración de Internet y sistemas, ha hecho de la virtualidad una bandera.

Desde hace algo más de dos años, los empleados de NTT reciben formación en inglés por parte de Training Express. Lo que comenzó siendo una experiencia piloto con clases presenciales y online, ha terminado por convertirse en una apuesta de lleno por la virtualidad.

"Inicialmente se combinó la formación presencial -a través de otro proveedor - y la online. Pero en el segundo curso nos decantamos en exclusiva por la plataforma de Training Express. Eliminamos las clases presenciales, debido a que las valoraciones de las encuestas que habíamos obtenido con Training Express fueron muy positivas", recuerda Xavi Fernández, responsable de Recursos Humanos de NTT.

A juicio de Xavi Fernández, el éxito de la formación virtual se basa en las ventajas comparativas que aporta frente a la enseñanza tradicional. "Nos ha permitido mejorar mucho los ratios de asistencia. Para nosotros es algo muy importante. Además, hemos logrado unos valores de satisfacción del curso muy elevados".

"Nos ha permitido mejorar mucho los ratios de asistencia. Para nosotros es algo muy importante. Además, hemos logrado unos valores de satisfacción del curso muy elevados"

Según el responsable de Recursos Humanos, con las clases virtuales se ha solventado uno de los principales obstáculos con que se hallaba la compañía en la formación presencial: el absentismo. "Al tratarse de horarios preestablecidos, sin posibilidad de modificarlos, nos encontrábamos con que teníamos unos porcentajes de asistencia muy reducidos". Un escollo que, gracias a la virtualidad, queda solucionado en gran medida.

Cuando NTT decidió apostar en exclusiva por la formación virtual, la compañía realizó un análisis profundo de las ventajas y los inconvenientes de cada tipo de formación: qué se ganaba y qué se perdía con cada una de ellas. "Se diluía el contacto directo con el profesor, el poder hacer comentarios en vivo y en directo y que te pudiera corregir de inmediato. Aunque esto último se solventaba con las clases telefónicas", explica Xavi Fernández.

En un principio, el número de alumnos apenas sobrepasaba la docena. Más tarde se multiplicó por dos y, en la actualidad, más del 30% de los 130 empleados de NTT siguen puntualmente las clases de inglés con Training Express. "Comenzamos con sesiones de 15 minutos y una periodicidad de cuatro veces al mes. Sin embargo, cuando realizamos las encuestas de seguimiento, vimos que un cuarto de hora era insuficiente y lo ampliamos a 30 minutos. El éxito ha sido total", confiesa Xavi Fernández.

Entre los retos y objetivos que NTT quiere marcarse en el ámbito de la formación de idiomas destacan, en primer lugar, el análisis profundo que supone el impacto del aprendizaje idiomático en el desempeño profesional de los empleados. "Tenemos que ver cuál es el impacto en el día a día. Para ello, se hace un seguimiento semanal sobre la evolución de los alumnos: en qué mejoran, dónde fallan o qué palabras nuevas van aprendiendo. Pero el mejor análisis que se puede hacer es, sin duda, a través de los managers de los empleados. Ellos son los que verdaderamente pueden apreciar la evolución en el desempeño de su trabajo", matiza.

Por otro lado, la adaptación de contenidos específicos al puesto de trabajo y a la tarea que realiza cada empleado, es un objetivo que a medio plazo persigue NTT. "Sabemos que es complicado, pero con las clases telefónicas o por Skype se pueden organizar las sesiones como quieras. Si necesitas trabajar el inglés de negocios, una presentación o una clase de formación, lo puedes hacer", sentencia el responsable de Recursos Humanos de NTT.